Ferretería industrial: cuidado y manejo de las herramientas

Posted on diciembre 2, 2020 By

Herramientas ferretería industrial

Las herramientas e instrumentos de ferretería industrial forman parte del equipo de trabajo de multitud de profesionales, abarcando sectores tan diversos como la construcción, el bricolaje, las instalaciones domésticas o la automoción. Contar con la herramienta adecuada para la tarea a realizar y conocer su manejo son dos requisitos indispensables para lograr un buen resultado pero, además, su mantenimiento también es clave para alargar su vida útil.

Descubre cómo cuidar tus útiles de ferretería industrial para mantenerlos en óptimas condiciones, ¡durante muchos años!

Índice de contenidos

  1. Recomendaciones de uso para ferretería industrial
  2. Consejos de mantenimiento para tus herramientas

Recomendaciones de uso para ferretería industrial

  • Una herramienta para cada trabajo

Aunque parezca obvia, la primera recomendación sobre el manejo de productos de ferretería industrial es usar tus herramientas única y exclusivamente para aquellas tareas para las que han sido fabricadas. Utilizar un destornillador como palanca o unos alicates para ajustar tuercas y tornillos, por ejemplo, no solo hará que el trabajo sea más incómodo y difícil, también puede arañar o dañar nuestras herramientas y a la larga, volverlas inutilizables.

  • Respeta las indicaciones del fabricante

Para conservarlas en buen estado durante mucho tiempo, trata tus herramientas con cuidado, evitando golpes o presiones excesivas. Siempre que usemos una herramienta eléctrica o neumática, es fundamental respetar las especificaciones técnicas proporcionadas por el fabricante, sin sobrepasar en ningún caso la velocidad de trabajo admisible o la velocidad máxima permitida.

  • Formación adecuada

El uso de cada herramienta exige unos conocimientos técnicos específicos, que incluyen también la prevención de riesgos laborales. El operario deberá contar siempre con una formación adecuada que lo capacite para su manejo, en especial en el caso de equipos más complejos, como herramientas de potencia.

  • Herramientas eléctricas y neumáticas

La amoladora recta neumática o el taladro percutor son herramientas de trabajo habituales para muchos profesionales pero, ¿sabes cómo manejarlas con seguridad? Estos equipos, más potentes que los manuales, también revisten mayores riesgos, desde golpes, cortes o quemaduras a electrocuciones. En el caso de las herramientas eléctricas, es fundamental revisar bien todas las conexiones y enchufes antes de accionar la máquina. Si necesitas cambiar algún accesorio -brocas, discos de corte, etc.-, hazlo siempre con la herramienta apagada.

Si hablamos de herramientas neumáticas, es importante suspender la presión y aliviar la línea de aire a presión antes de proceder a desconectarlas. También es recomendable el uso de ganchos u cualquier otro elemento de fijación para sujetar las mangueras a estos equipos de ferretería industrial, para evitar latigueos en caso de desconexión.

  • Elementos de seguridad

Antes de ponerte manos a la obra, recuerda equiparte con los elementos de protección individual necesarios para minimizar los riesgos laborales y manejar tus herramientas con seguridad. Los equipos de protección facial y ocular, como las gafas de seguridad, los guantes de seguridad, el calzado de seguridad y protección o los mandiles de soldador, por ejemplo, son algunos de los EPIs más utilizados dentro del ámbito de la ferretería industrial.

Consejos de mantenimiento para tus herramientas

  • Revisión continua

Cada vez que saquemos un utensilio de nuestra caja de herramientas, debemos inspeccionarlo para asegurarnos de que se encuentra en buen estado, prestando especial atención a las partes móviles y las zonas de ajuste. En el caso de herramientas con filo o elementos cortantes o punzantes, como una amoladora recta neumática o una lijadora orbital, revisa que estos accesorios estén bien afilados y no existan grietas o fisuras.

La rotura de discos de corte es uno de los mayores peligros asociados a esta clase de equipos así que, si detectas desperfectos, siempre es preferible renovarlos que exponernos a los riesgos que implica el uso de un disco en mal estado.

  • Limpieza diaria

Junto a una revisión regular, la limpieza también es clave para un correcto mantenimiento. Una vez concluida la faena, reserva un tiempo para limpiar cada una de las herramientas utilizadas antes de volver a guardarlas. Los expertos en ferretería industrial aconsejan el uso de aceites vegetales para elementos de madera y un trapo impregnado en grasa para elementos metálicos.

¿Necesitas limpiar herramientas oxidadas? Prueba a sumergirlas durante unas horas en aceite sin ácido o aguarrás y después, utiliza un papel de lija de grano medio para eliminar el óxido. Lubricarlas con frecuencia también te será de gran ayuda para evitar que tus herramientas metálicas se oxiden.

  • Almacenaje y transporte

La forma en la que guardamos las herramientas una vez concluida la jornada también es determinante para su mantenimiento. Almacenar estos útiles amontonados, sin orden ni concierto, puede provocar que nuestras herramientas se dañen al golpearse o rozarse unas contra otras o se deformen por soportar un peso excesivo.

Si tu caja de herramientas incluye útiles de ferretería industrial especialmente delicados, como instrumentos de medición, envolverlos en papel de burbujas o un tejido bien acolchado es una forma fácil y eficaz para garantizar su integridad.

Las cajas de herramientas son la forma más sencilla de mantenerlas bien organizadas, así como las baldas, estanterías o colgadores de pared. Para uso profesional, los carros de herramientas para taller representan una solución óptima en cuanto a comodidad, con diferentes diseños y capacidades de carga para adecuarse a las necesidades específicas de cada trabajo.

Como norma general, los expertos en ferretería industrial recomiendan guardar nuestras herramientas en un ambiente limpio y seco. Mantener lejos cualquier fuente de humedad es especialmente importante en el caso de productos como adhesivos y selladores industriales (adhesivos de contacto, masillas, adhesivos termofusibles, retenedores, selladores y fijadores de roscas…), lubricantes, pinturas y productos químicos, ya que la humedad podría afectar a sus propiedades y mermar su eficacia. Lo mismo ocurre con las herramientas de acero y aleaciones metálicas, susceptibles al daño por corrosión.

Como ves, solo necesitas seguir unas sencillas rutinas para mantener tus herramientas siempre en perfecto estado de revista. ¿Te gustaría conocer más detalles sobre su cuidado? ¿Tienes dudas sobre el equipo de seguridad que necesitas para manejar una amoladora recta neumática o una sierra de calar?

Si necesitas consejo profesional, en Gili Industrial contamos con 40 años de experiencia dando respuesta a las necesidades de los profesionales dentro del sector de la ferretería industrial. Contacta con nosotros en nuestra ferretería industrial online y plantéanos tus dudas o ven a visitarnos a nuestra tienda de ferretería industrial de Abrera, en Barcelona.

Si quieres obtener más información acerca del cuidado de las herramientas que puedes encontrar en una ferretería industrial, visita el blog de profesionales de Loctite.

Artículos relacionados.

Comparte esta noticia:

informativo


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *